©Buchwald Editorial, 2019, Buenos Aires

Alma de otoño

10/11/2018

Grito de caza y ladridos sangrientos;

detrás de cruz y colina gris

el espejo del estanque ciega delicadamente,

el azor gañe fuerte y claro.

 

Sobre rastrojal y sendero

acecha ya un negro silencio;

purísimo cielo entre las ramas;

solo el arroyo fluye tranquilo y manso.

 

Pronto se pierden pez y presa.

Alma azul, oscuro caminar

sepáranos pronto de los amados, otros.

El atardecer altera sentido e imagen.

 

De la vida recta pan y vino,

Dios en tus tiernas manos

pone el oscuro final del hombre,

toda la culpa y rojo tormento.

Please reload