• Walter Gropius

El escenario


La obra dramática es, como unidad orquestada, análoga al arte de la construcción. En la construcción, cada parte abandona su yo en beneficio de una expresión colectiva más elevada. Asimismo, en la obra dramática, un sinnúmero de problemas artísticos se conjugan en una nueva y más grande unidad al subordinarse a esa ley superior.

El escenario tiene sus orígenes en un anhelo metafísico, es decir, está al servicio de la representación sensorial de una idea suprasensible. Por lo tanto, el impacto que pueda tener en el espíritu del espectador y oyente depende del éxito de la representación de la idea en un espacio visual y acústicamente perceptible.

La Bauhaus se ocupa de ese escenario. Una depuración y renovación del escenario contemporáneo, ajeno a la sensibilidad humana, solo puede ser llevada a cabo por aquellos que, libres de prejuicios personales y del teatro comercial, se entreguen, a partir de la unificación de todos los componentes teatrales, a la exploración y clarificación de sus problemas prácticos y teóricos.

Esta idea marca el camino de la Bauhaus: una versión nueva y ordenada de los intrincados problemas del escenario y sus orígenes forma el punto de partida del trabajo escénico. Los problemas del espacio, del cuerpo, del movimiento, de la forma, de la luz, del color y de la acústica van a ser explorados; la dinámica del cuerpo orgánico y mecánico, el tono de voz y el musical, formados; el espacio escénico y el objeto escénico, construidos. La aplicación de las leyes de la mecánica, de la óptica y la acústica son decisivas para la creación escénica.

El escenario en la Bauhaus busca nuevas perspectivas que sean capaces de incentivar y satisfacer nuestro anhelo metafísico. Con su trabajo creativo, pretende proporcionar auténtica satisfacción a todos los sentidos y no solo a un placer estético.

#Bauhausbücher #Elescenarioenlabauhaus #BuchwaldEditorial #WalterGropius

©Buchwald Editorial, 2020, Buenos Aires